Cómo volver a la rutina con tu bebé

Durante las vacaciones de verano, tanto los adultos como los bebés rompemos con nuestras rutinas diarias. Los hábitos, los horarios e incluso la dieta cambia. Sin embargo, cuando el verano llega a su fin y tenemos que volver a la rutina, debemos volver a la normalidad en familia. ¿Sabes cómo puedes recuperar los hábitos y los horarios de los más pequeños? ¡Toma nota de estos tres consejos básicos!

Cumplir los horarios de descanso

Durante el verano tendemos a relajar nuestras rutinas. Los peques se suelen ir a la cama más tarde, y también suelen levantarse más tarde. ¡Esto se debe acabar! Debemos volver a cumplir los horarios de descanso. Para ello, antes de nada, debemos saber que los niños en edad escolar deben dormir entre 9 y 11 horas como mínimo, tal y como recomienda la Asociación Española de Pediatría (1*).

Por ello, debemos volver a acostumbrar a los peques a la rutina de sueño lo antes posible. Para que la adaptación sea progresiva, “se recomienda que un par de semanas antes de volver al cole, se acostumbre a los niños a acostarse pronto y seguir los horarios escolares” (1*).

Por tanto, asegúrate de los niños se vayan pronto a la cama para que puedan descansar el tiempo suficiente. Por supuesto, sin olvidarnos del ritual previo: el momento del baño, ponerse el pijama y lavarse los dientes.

Cumplir los horarios de comidas y volver a la dieta equilibrada

Somos conscientes de que en verano también perdemos nuestros horarios habituales de comidas diarias, así como nuestra dieta básica. Es normal que, por ejemplo, si nos acostamos más tarde, cenemos más tarde o que comamos al subir de la playa. También muchos días comemos fuera de casa y preferimos ir a algún restaurante. En general, nuestra rutina alimentaria se ve mucho más relajada.

Por ello, para volver a la rutina, tenemos que volver a desayunar, comer, merendar y cenar en horas fijas y, por supuesto, dentro de esta rutina no debemos olvidarnos de la importancia del desayuno. Tal y como aconseja la Asociación Española de Pediatría (1*), “el desayuno es parte clave de la alimentación del niño y debe cubrir el 25% de las necesidades calóricas diarias. Un desayuno completo debe incluir lácteos, cereales y fruta”, por ejemplo puedes darle algún producto lácteo infantil, como Mi Primer Danone©, con cereales o fruta, ¡le encantará!  Además, los pediatras recuerdan que “debe tomarse sin prisas y sin estrés porque comer relajado ayuda a tener una mejor digestión de los alimentos” y, a poder ser, en familia (2*).

Por otro lado, los especialistas también aconsejan consultar los menús de los comedores del colegio o de la guardería, asegurándonos de que al menos consumen cada día fruta o verdura (2*), ya que todo ello “contribuye a tener un menú diverso y a que los niños aprendan a comer todo tipo de alimentos”, tal y como recomienda la Asociación Española de Pediatría (2*).

Cumplir los horarios de guardería o colegio

Si tu peque va a la guardería o está empezando el colegio, es importante que empecemos a acostumbrarle a esos horarios antes de empezar. Para ello, una buena opción es que le lleves al algún establecimiento apto para los periodos de adaptación, se trata de centros especializados que, durante la etapa previa al cole, reúnen a los peques con el fin de que los peques vuelvan a familiarizarse con la rutina. ¡Os vendrá a los dos fenomenal!

Ahora ya sabes cómo puedes recuperar su rutina y sus horarios de forma fácil. No obstante, si surge cualquier duda respecto a sus hábitos no te olvides de consultar a tu pediatra. Ya sabes, anticípate a este periodo para que tu peque se vaya acostumbrando de forma progresiva, ¡será lo mejor para los dos!

Fuentes:

(1*) “Recomendaciones de la AEP para la vuelta al cole”. Asociación Española de Pediatría.  

http://www.aeped.es/noticias/recomendaciones-aep-vuelta-al-cole

(2*) “La vuelta al cole es un buen momento para incorporar hábitos saludables en la rutina de los niños”. Asociación Española de Pediatría.  

http://www.aeped.es/noticias/vuelta-al-cole-es-buen-momento-incorporar-habitos-saludables-en-rutina-los-ninos

Bebé, hábitos, rutina



¡Síguenos!